El equipo de Anthony Joshua nunca quiso la pelea: equipo de Wilder

Compartir en:


Con todo confirmado menos una pelea de unificación en la división de los pesos completos entre Anthony Joshua y Deontay Wilder, la cual no va a suceder este mismo año, el equipo del peleador estadounidense se ha descargado en Eddie Hearn y en AJ por burlarse de ellos de manera flagrante.

Después de que Wilder básicamente accedió a todas las demandas de Joshua y de la Asociación Mundial de Boxeo (WBA) sospechosamente salió de la nada para anunciar que Joshua tenía 24 horas para llegar a un acuerdo con Alexander Povetkin, Eddie Hearn básicamente confirmó que eso es lo que harían y Wilder no se tomó nada amablemente esa noticia.

Esto publicó Wilder en su cuenta de Twitter (lenguaje soez y vulgar fue empleado por el campeón del CMB): "Sabía que olía a coño, pero maldita sea, Anthony Joshua. No sabía que el olor era tan fuerte, cobarde, zorra. Tenía al mundo esperando por tres meses jugando juegos solo por este momento. ¡No eres un verdadero campeón! ️Solo eres un cobarde de mente débil que está sosteniendo el metal duro. Hechos".

Uno de los promotores de Wilder, Shelly Finkel, le explicó al sitio World Boxing News cómo Eddie Hearn dijo públicamente que quería pelear, pero realmente ideó todas las formas para evitar que ocurra ahora.

"Nos envió una oferta de tmierda pensando que nunca la tomaríamos, y la tomamos. Entonces dijeron, '¿qué hacemos ahora?' Envíenles un contrato. Excepto, que el contrato no indica cuándo será la pelea ni dónde será. Pero hoy recibo una carta diciendo; "No vamos a pelear contigo después, pero pelearemos contigo después en la pelea después de eso y será el 13 de abril en el Estadio de Wembley. Básicamente, él puede decirme el próximo año, pero no puede decirme una fecha para este año", le dijo Finkel a WBN.

Finkel además señala cómo consiguieron los 50 millones que Joshua exigió solo para ser rechazados por la exigencia de una pelea en el Reino Unido, incluso por menos dinero. Wilder aceptó esa condición también, y una oferta de bolsa económica plana que no incluye el aumento del PPV. Pero incluso eso no fue suficiente.

"Les pregunté el domingo qué fecha y qué lugar y ellos no nos dijeron, porque nunca quisieron hacer esta pelea", Finkel concluye diciendo que sabe que Hearn no admitirá públicamente que no quiere que la pelea ocurra, pero le está diciendo claramente al público una historia diferente.

 

¿Te gustó?


22