La solución fue el Chino Maidana

Compartir en:


El pasado 14 de diciembre para muchos fue una fecha casi que de fiesta nacional en un país, para otros fue una fecha que no será olvidada jamás en la cual pudimos ver totalmente gratis (para unos) una lección de vida en la cual estuvieron de protagonistas el respeto, la humildad, la garra y lo que significa tener corazón para hacer lo que amas. Y para unos fue una fecha de alegrías, bromas y hasta un gusto interno personal.

Sea cual sea la fecha para usted, el lector, el 14 de diciembre fue la fecha en la que el “próximo” Floyd Mayweather, Adrien Broner, perdió su invicto y de manera impresionante ante el nacido en la Argentina: Marcos ‘Chino’ Maidana. Cuando me refiero a impresionante no digo que haya sido sorpresa, por que sobre el ring todo puede suceder y cualquiera puede perder o ganar, me refiero a la manera como Marcos Maidana dominó amplia y totalmente a Adrien Broner.

Desde el primer round Maidana aplicó lo que para muchos tenía que hacer: una presión bárbara. El plan de juego le funcionó a Maidana y desde el primer round logró conectar con solidas derechas e izquierdas a Broner hasta que lo envió a la lona. Después de allí todo fue más sencillo para Maidana.

Pasaban los rounds y ‘El Chino’ continuaba imponiendo su estilo y plan de pelea de forma exitosa, ante un Adrien Broner que se suponía debía boxear a un fajador como lo es Maidana y no fue así. Para mi sorpresa, Broner se fue toda la pelea al tú a tú. No me pareció lo más inteligente, ya que, si bien logró conectar en ocasiones al ‘Chino’, Broner logró lo que Maidana quería que era el tú a tú y así Maidana logró en numerosas oportunidades, durante los 12 rounds, poner en malas situaciones a Broner.

Para mí, Broner debió haber aplicado un plan de pelea en el cual tenía que boxear a Maidana. Entrar con buenos golpes al cuerpo y al rostro, mostrar salidas y movimientos laterales para quitarse los volados y jabs por parte del argentino, mantener la distancia y contragolpear cuando Maidana se mostrará un poco menos efectivo y rápido a la hora de atacarlo.

Creo que Broner subestimó y mucho a Maidana, lo cual es muy grave ya que la primera regla del boxeo en lo personal, es el no subestimar a tu rival y Broner pecó en esto. Siempre seré fiel creyente de que el boxeo es un deporte de estilos y ganará el estilo que sea impuesto sobre el ring. En este caso Broner era el estilista y Maidana el fajador. La lógica dice que Broner tenía las ventajas y cualidades para ganar este combate y de forma amplia. Pero no todo tiene que ser por lógica, acá hubo factores que rompieron con esta “regla de estilos” y nos mostraron una vez más que en el boxeo todo puede suceder.

La falta de experiencia de Broner, su falta de compromiso, la falta de enfoque, falta de concentración, el asimilar de una manera no debida el ser llamado ‘El futuro del boxeo’, ‘el próximo Floyd Mayweather’, y si a eso le sumamos la arrogancia y soberbia, fueron claves para que un Marcos Maidana, quien ya ha sufrido derrotas, caídas en el ring, desprecios y mucho más, pudiera ganar la pelea y de una manera que dejo un excelente sabor de boca para muchos, sino para todos.

Mi pronóstico siempre fue una victoria de Broner, amplia y sin problema alguno, pero nunca descarté a Maidana por muy poco probable que lo veía. Al final erré en mi pronóstico y es algo que me alegra mucho, ya que si hay alguien a quien admiro mucho por su forma de ser y su garra y corazón a la hora de entrenar y jugar es al ‘Chino’ Maidana. Ahora puede pedir la pelea que quiera y lo merece.

¿Qué sigue para Broner y Maidana?

Para Broner queda mucho talento que desarrollar, muchas actitudes y aptitudes que mejorar y un futuro muy positivo. Sigue siendo en mi opinión el futuro del boxeo y tiene las habilidades y el talento para escribir su nombre y crear su legado en la historia del boxeo. No como el próximo Floyd Mayweather, pues como él solo hay uno, pero sí como Adrien Broner.

Maidana tan sencillo como que si quiere puede pedir pelear contra Floyd Mayweather en mayo del 2014 o en septiembre. Se lo ha ganado, ha vencido a rivales buenos y duros, siendo menospreciado en cada uno de sus combates. Maidana es inteligente y ya ha dicho que si su próxima pelea no es contra Floyd Mayweather, este se retira. Muy inteligente por parte del argentino, ya que ahora que ganó y logró cerrar unas cuantas bocas, puede darse el tupe de poner en jaque a GBP.

Para culminar, algo que todos los atletas debemos aprender es que, no importa cuán talentosos seamos, no importa cuántas habilidades tengamos y cuantas veces nos lo hagan saber, si no trabajamos duro, comprometidos con lo que hacemos y respetando al rival, seremos atletas totalmente vacios, sin ética de trabajo y respeto propio. Una frase que respeto y valoro mucho, la comparto con Uds.; ‘El trabajo duro vence al talento, cuando el talento, no trabaja duro.’

¿Te gustó?


50