Canelo contra la historia: Desmenuzando sus peleas contra futuros miembros del Salón de la Fama
in

Canelo contra la historia: Desmenuzando sus peleas contra futuros miembros del Salón de la Fama

En días recientes, se ha levantado el debate sobre qué lugar debe tener Saúl “Canelo” Álvarez entre los mejores peleadores mexicanos de la historia, y para poder hacer ese análisis, una herramienta útil es cómo le ha ido ante peleadores que son futuros miembros del Salón de la fama.

Por ser reciente, de entre los rivales que ha enfrentado el Canelo, solo Shane Mosley está ya en el Salón de la Fama. Pero hay otros tres otros tres nombres en el historial del Canelo, que serán seguros miembros del Salón de la Fama como Floyd Mayweather, Miguel Cotto, y Gennady Golovkin. Y aunque, quizás con menor claridad, se podría argumentar que Sergey Kovalev también podría reunir los méritos para ello.

Ante esos miembros del Salón de la Fama, Saúl tiene 4 victorias, 1 derrota, 1 empate y solo pudo noquear a Kovalev. Ahora bien, dicho lo anterior, hay que irse a los detalles de esas seis peleas.

1. Shane Mosley

Cuando enfrentó a Shane Mosley en 2012, ya habían pasado tres años y cuatro meses de que Sugar había sido campeón mundial por última vez. Antes de enfrentar al Canelo, Mosley ligaba una derrota contra Mayweather, un empate contra Sergio Mora, y otra derrota contra Pacquiao.

Ciertamente, era un Mosley en declive. Parecían haber llevado a Shane Mosley para calar al joven prospecto que era Saúl, entonces de 21 años.

Si algún mérito tiene esa pelea para Saúl es que a pesar de ser un muchacho aún verde e inmaduro en cualidades, superó a un veterano bien curtido en batalla como Mosley. Pero no es un triunfo a cabalidad sobre un miembro del Salón de la Fama en plenitud de facultades.

2. Floyd Mayweather

La segunda vez que se enfrentó a un futuro Salón de la Fama, fue ante Floyd Mayweather. Sobra decir que Floyd le dio una cátedra boxística en que lo superó en todos los rounds.

El Canelo se vio impotente, incapaz y dominado de la A a la Z por Mayweather. Fue la más grande enseñanza en la carrera de Saúl. A partir de ahí, tuvo que empezar a trabajar y desarrollar otras habilidades como peleador.

Aunque era un peleador ya veterano, Mayweather seguía siendo insuperable. Es difícil saber si estaba en plenitud o no, eso podrá ser debatible, pero sobre el ring seguía luciendo muy por encima de cualquier rival.

3. Miguel Cotto

Después, el Canelo enfrentó a Miguel Cotto el 21 de noviembre de 2015. Cotto le hizo una pelea digna y competitiva al Canelo. El mexicano se llevó por decisión unánime, aunque de forma apretada. Sobre Miguel Cotto en esa pelea también debemos apuntar varias cosas.

La primera, era un peleador chico para la categoría de 160 libras en que se enfrentaron. Los mejores años de Cotto habían sido como súper ligero y welter.

Y la segunda, Cotto estaba en su último aire como peleador, con una campaña discreta como peso medio, donde pudo coronarse gracias a un lesionado, y por ello, muy limitado Maravilla Martínez. Después de coronarse, hizo una defensa contra un clase B como Daniel Geale, y luego cayó contra el Canelo. Después de eso, Cotto pasó casi dos años sin pelear; volvió en 2017, ganó una, perdió otra, y optó por el retiro.

Es decir, que el Canelo tomó a un Miguel Cotto de salida y con muchas guerras encima. Y, además, peleando varias libras arriba de las categorías donde reunió los méritos que lo llevarán al Salón de la Fama.

4. Gennady Golovkin

El otro futuro Salón de la Fama al que se puede decir que el Canelo enfrentó en plenitud de facultades, además de Mayweather, es Gennady Golovkin. El kazajo venía de un largo reinado de siete años como campeón mundial de peso medio donde fue acaparando cinturones hasta llegar a enfrentar al Canelo como monarca del CMB, de la AMB, y de la FIB.

Puede argumentarse que la pelea entre ambos llegó un par de años tarde. Desde 2015, cuando el Canelo peleó con Cotto, se venía pidiendo la pelea de Saúl con Golovkin, quien en ese momento era campeón mediano de la FIB y de la AMB. El pleito se postergó hasta 2017, bajo el argumento de que había que marinarlo, y de que Saúl no estaba listo para pelear en 160 libras (había estado pactando sus peleas en 155).

Cuando por fin, el Canelo se pudo subir al ring contra Gennady Golovkin, se dieron dos peleas memorables. Saúl peleó en igualdad de circunstancias, en peleas que fueron competitivas y cerradas.

La primera terminó en empate y la segunda fue un triunfo por decisión mayoritaria para el Canelo. Los veredictos de los jueces pueden ser debatibles, y sin duda, siguen generando controversia. Pero para su legado, el Canelo puede presumir que estuvo a la altura de un futuro Salón de la Fama que se encontraba muy cerca de su punto más alto, si no es que en total plenitud.

Las dos peleas con Golovkin, son las más importantes hoy en la carrera del Canelo. Nuevamente, independientemente del resultado, son peleas que le han dado legitimidad a Saúl. Siempre serán la principal referencia para evaluar al Canelo.

5. Sergey Kovalev

Y luego viene Sergey Kovalev. El ruso acumula 12 victorias en peleas titulares, méritos que pueden llevarlo al Salón de la Fama cuando se retire. Para esa pelea, el Canelo subió hasta 175 libras para retar a Kovalev, quien era el monarca semi pesado de la OMB.

Entre 2013 y 2016, Sergey Kovalev era un monstruo en las 175 libras. Era uno de los golpeadores más temidos de todo el boxeo. Llegó a tener los cinturones de la FIB, la OMB, la AMB y el diamante del CMB al mismo tiempo y le ganó una decisión unánime que le enseñó la puerta del retiro a Bernard Hopkins.

Todo eso, hasta que Andre Ward descarriló a Kovalev. Ward le ganó dos peleas seguidas al ruso en 2016 y 2017; y con ese triunfo, Ward se fue felizmente al retiro. Solo así, Kovalev pudo coronarse nuevamente por la OMB, y nunca volvió a tener esa misma aura destructiva que alguna vez tuvo. Volvió a perder el título OMB contra Eleider Álvarez en 2018 y luego lo recuperó en la revancha en febrero de 2019.

A ese trastabillante Kovalev fue al que el Canelo Álvarez enfrentó en noviembre de 2019. Parecía un reto legítimo el subir dos categorías, de 160 hasta 175, para enfrentar a un campeón bien curtido en la división.

Sin embargo, la pelea fue anticlimática. Sergey Kovalev fue una sombra de sí mismo. Sus mejores momentos habían sido tres o cuatro años antes, es cierto, pero aun así, es esperaba más del ruso.

La pelea se terminó cuando Kovalev mordió el señuelo de una trampa muy básica que le tendió al Canelo y se cayó para ya no levantarse. Fue un nocaut que dejó dudas en muchos aficionados. Tampoco ayudaron las declaraciones desafortunadas de Kovalev después de la pelea. Aseguraba que las personas que creyeron que él ganaría son unos ignorantes del boxeo, y que para él, la pelea fue interesante solo desde el punto de vista financiero.

Así, un triunfo del Canelo Álvarez ante un futuro miembro del Salón de la Fama quedó salpicado de sospecha y duda. ¿Entregó la pelea Kovalev como parecía insinuar en sus declaraciones? Sólo él lo sabrá.

Chávez y Sal Sánchez contra miembros del Salón de la Fama

Al final, el historial del Canelo Álvarez ante miembros del Salón de la Fama está plagado de nombres cuyos mejores momentos ya estaban varios años atrás. Y cuando enfrentó a Salones de la Fama en plenitud de facultades, como Mayweather y Golovkin, Álvarez solo pudo ganar una pelea, empató una y perdió la otra con claridad.

Julio César Chávez, por ejemplo, tuvo dos triunfos ante futuros inmortales, como el Chapo Rosario y el Macho Camacho, pero ambos en plenitud de su carrera o muy cerca de ella. Ante miembros del Salón de la Fama, Chávez tiene 2 triunfos (Rosario y Camacho), 3 derrotas (dos con De la Hoya y uno con Tszyu) y un empate (Whitaker). Todos esos rivales, en la victoria y en la derrota, en plenitud de facultades.

Salvador Sánchez, por su parte, se coronó noqueando a un Salón de la Fama como el Coloradito López, y luego lo volvió a noquear en la revancha. Después, noqueó a otro Salón de la Fama, como Wilfredo Gómez, que estaba en el mejor momento de su carrera. Y pocas semanas antes de morir trágicamente, Sánchez noqueó a un Salón de la Fama más, Azumah Nelson, aunque el africano aún no entraba a su madurez como peleador. O sea que al morir a los 23 años, Sánchez sumaba cuatro triunfos por nocaut ante futuros miembros del Salón de la Fama.

A la hora de analizar a los mejores peleadores mexicanos de la historia, siempre es útil verificar cómo se comportaron ante futuros miembros del Salón de la Fama.

Y es que un peleador Salón de la Fama, son esos peleadores que marcaron época en su generación. Ante ellos, se sabe quién es quién.

Y por lo menos en ese renglón, Chávez y Salvador Sánchez le llevan ventaja al Canelo Álvarez.

Haz click aquí para leer toda la nota

 

Abner Mares asegura que negocia para pelear con Ryan García

Abner Mares asegura que negocia para pelear con Ryan García

El mito de Chávez y los taxistas: ¿A cuántos taxistas enfrentó cada leyenda del boxeo mexicano?

El mito de Chávez y los taxistas: ¿A cuántos taxistas enfrentó cada leyenda del boxeo mexicano?