Miguel Happy Lora, el mago de la cintura de goma que se topó con una bala perdida
in

Miguel “Happy” Lora, el mago de la cintura de goma que se topó con una mano perdida

Entre los grandes magos para quitarse golpes, el boxeador colombiano Miguel “Happy” Lora tiene un lugar de privilegio.

Dueño de un instinto defensivo único, tenía una cintura de goma para quitarse golpes. Pero también tenía un desarrollado sentido de la distancia para situarse en el rango justo para hacer fallar a los rivales.

Y si el rival intentaba encimarlo, tenía también su propia versión del shoulder roll donde utilizaba el hombro para bloquear golpes.

Lora se convirtió en campeón mundial gallo del CMB al derrotar por decisión unánime al mexicano Daniel Zaragoza en 1985. Luego hizo siete defensas exitosas del título, antes de perderlo contra otro mexicano, Raúl “Jíbaro” Pérez, en 1988.

Las balas perdidas existen

En su carrera, Miguel “Happy” Lora tuvo 37 triunfos y solo 3 derrotas. De esas tres derrotas, solo una fue por nocaut. Pero fue un nocaut traumático, sorpresivo, de esos infaltables en las recopilaciones de nocauts donde “las balas perdidas existen”.

Ese único nocaut llegó el 12 de marzo de 1991, contra Gaby Canizales. Lora intentaba volver a coronarse campeón mundial, luego de su derrota ante el Jíbaro Pérez, y disputaba el título mundial gallo de la naciente OMB que se encontraba vacante.

Era una pelea que Lora llevaba totalmente dominada. En el segundo round, el colombiano manó a la lona a Canizales, y ese era el primer derribo en la carrera de 56 peleas del México-americano.

El propio Lora diría años después que ese derribo lo envalentonó y quiso ir a liquidar a Canizales.

“Se me vino el pensamiento ‘ñercole’ tumbé a Canizales. Nadie lo había hecho y de una me le fui encima a acabarlo”, le diría Lora al portal Zona Cero en 2017.

Tan pronto como Canizales se levantó de la lona, Lora fue a intentar acabarlo. Lo arrinconó en las cuerdas y empezó a castigarlo. Canizales apenas intentaba sobrevivir y quitarse golpes como podía, pero muchos le seguían entrando.

De pronto, Canizales sintió la oportunidad y lanzó un gancho de izquierda que entró seco a la barbilla de Lora y el colombiano se fue a la lona de mala manera. Su cuerpo se retorció como trenza e intentaba ponerse de pie, pero sus piernas parecían paralizadas, desconectadas. Como pudo, logró ponerse de pie, pero se veía totalmente noqueado. Recibió conteo de protección y la pelea siguió. Canizales fue por él, lo arrinconó en las cuerdas, y logró meterle otra mano al mentón. Lora se volvió a ir a la lona y ya no se levantó.

Una pelea que Lora tenía totalmente dominada se le volteó totalmente con una bala perdida. “Fue una mano de suerte”, le diría Lora a Zona Cero.

John L. Sullivan y la pintoresca forma de entrenarse de un campeón de los años 1800

John L. Sullivan y la pintoresca forma de entrenarse de un campeón de los años 1800

El mensaje de Bernard Hopkins a Ryan Garcia; "Muchos peleadores jóvenes no entienden"

El mensaje de Bernard Hopkins a Ryan Garcia; “Muchos peleadores jóvenes no entienden”